Un campo de gran interés en la industria es el desarrollo de aplicaciones para lo que se conoce como sistemas embebidos, esto es, sistemas complejos basados en microcontroladores. En el mercado existen a disposición de fabricantes y desarrolladores diversos fabricantes de este tipo de dispositivos, así como de periféricos asociados, software de desarrollo, equipos para depuración y pruebas, etc. 

El fabricante más conocido es, seguramente, Microchip Technologies  (fabricante de los famosos PIC's) que dispone de microcontroladores de 8, 16 y 32 bits y cuya amplia gama de productos se adapta casi a cualquier necesidad que pueda ocurrírsenos. También tienen disponibles otro tipo de dispositivos tales como conversores analógico digital, placas para comunicaciones inalámbricas y un largo etcétera.

Otro fabricante importante es Atmel, con dispositivos similares a los de Microchip o Motorola, evidentemente, que fabrica una gama de microcontroladores específicos denominados DSP (Digital Signal Processor) que habitualmente se emplean en el procesado de señal de audio en tiempo real.

También existen en el mercado kits de desarrollo muy populares basados en algunos de estos microcontroladores, por ejemplo Arduino que fabrica diversos kits basados en los micros de Atmel. Estos dispositivos tienen la ventaja de que incluyen en una misma placa todos los componentes necesarios para comenzar un desarrollo hardware/software. Han evolucionado bastante y hoy día podemos programar estos chismes directamente en C/C++ en un entorno un tanto caprichoso como es Eclipse. El fabricante suministra un IDE pero es, a mi entender, demasiado pobre para abordar un proyecto que tenga una cierta envergadura.

En diversas ocasiones he desarrollado software y hardware con este tipo de equipamiento y tengo una buena experiencia con los productos de Microchip y con los DSP de Motorola (de hecho, una de las asignaturas que imparto en la Universidad es "Sistemas de Procesado de Señal en Tiempo Real" desarrollada en torno al DSP 56002 de Motorola).